Masajea tu rostro y luce una piel más sana y radiante

El ejercicio es uno de los puntos básicos para mantener la salud del cuerpo, un buen estado de ánimo e incluso una apariencia genial, pero ¿sabías que también puede traer beneficios en la salud de tu piel y específicamente en el rostro?

Beneficios de los masajes faciales

Los ejercicios o masajes faciales funcionan prácticamente de la misma forma que cualquier otro entrenamiento, incidiendo de diversas maneras en el mantenimiento de la salud de la cara:

  • Fortalecen los músculos.
  • Promueven la circulación de la sangre.
  • Tonifican la piel.
  • Ayudan a reducir la inflamación.
  • Contribuyen a incrementar la elasticidad.
  • Promueven el brillo natural de la piel.
  • Reducen la apariencia de ciertas cicatrices.

¿Cómo masajear mi rostro?

Existen cientos de formas diferentes de ejercitar el rostro, pero prácticamente todas están basadas en ciertos estiramientos y movimientos que buscan poner a trabajar cada parte de la cara, incluyendo músculos que no están tan acostumbrados a la actividad.

Aunque actualmente hay todo tipo de herramientas como rodillos, cepillos o esponjas que pueden ayudar a llevar a cabo la tarea, podemos obtener resultados positivos aprovechando nuestras manos y el momento en que hidratamos la piel de la siguiente manera:

  1. Haz movimientos circulares con las yemas de los dedos, presionando ligeramente toda tu cara y cuello mientras aplicas tu crema hidratante.
  2. Cierra los ojos y mira hacia la nariz por algunos segundos, después relaja y repite.
  3. Mantén los labios abiertos mientras aprietas los dientes y jala ligeramente con tus dedos índices por la orilla de los labios.
  4. Chupa tus mejillas juntando los labios como una boca de pez y sonríe.
  5. Eleva el cuello y desliza tus nudillos de abajo hacia arriba presionado ligeramente.
  6. Por último, da pequeños golpes con las yemas de tus dedos por todo el rostro y el cuello.

Esta rutina es básica para comenzar a ejercitar tu rostro, y posteriormente puedes añadir pasos extra, pero sin importar la cantidad de movimientos, lo importante es que seas constante y la realices durante, al menos, por dos minutos una vez al día.

Tal vez sientas extraño al principio, e incluso los movimientos podrían hacer que percibas tu rostro algo cansado, pero ten por seguro que incorporar estos masajes y ejercicios te brindará beneficios que agradecerás mañana. ¡Haz la prueba!

 

 

 

Fuentes: 1) Harvard Health Publishing, Does your face need a workout?, Harvard Women’s Watch, Harvard Medical School, Estados Unidos, 2019. 2) Meltzer Marisa, Why Your Face Is Now Part of Your Workout, Skin Deep, The New York Times, Estados Unidos, 2015. 3) Xue Faith, 3 Model-Approved Facial Exercises for Glowing Skin, Byrdie, Estados Unidos, 2017. 

Share